20 de mayo de 2024
Nacionales

Unos 3 mil 500 centros educativos públicos abrieron, después de más de un año por COVID-19

Después de más de un año de haber abandonado las aulas, debido a la pandemia del COVID-19, estudiantes de todo el país y de los diferentes niveles de estudio, regresaron para darle vida nuevamente a por lo menos 3 mil 500 centros educativos del sector público, tal como lo anunció el presidente de la República Nayib Bukele, hace unas semanas.

El regreso a clases, aunque no en total normalidad, se llevó a cabo en cumplimiento de los protocolos establecidos por el Ministerio de Salud, como el distanciamiento social, el uso adecuado de la mascarilla, la toma de temperatura y el uso del alcohol gel, según se informó.

.La reapertura de las aulas inició bajo el sistema semipresencial, según lo dio a conocer la ministra de Educación, Carla Hananía de Varela.

“Todos los directores de los centros escolares, directores de colegios privados y rectores de universidades están capacitados y conocen dicho protocolo que “guía, establece y garantiza las medidas para el retorno seguro de docentes, personal administrativo y estudiantes”, añadió la ministra.

La funcionaria dijo que durante la verificación a diferentes instituciones, constató que se está cumpliendo con la implementación de los cuatro filtros escolares para evitar los contagios por COVID-19.

El primer filtro corresponde a los padres de familia, quienes deben detectar si sus hijos presentan síntomas asociados al COVID-19 y, de ser así, no deben enviarlos a la escuela; el segundo, es el transporte escolar, donde se debe garantizar el cumplimiento de todas las medidas de bioseguridad; el tercero corresponde a los docentes, que al detectar a un estudiante con los síntomas a la entrada del centro educativo deben notificar a los padres de familia, para que éstos, lo lleven a un centro de salud; y el cuarto se llevará a cabo en los salones de clase donde se debe tener un distanciamiento social y aforo del 50 % de los estudiantes.

Por su parte, el ministro de Salud, Francisco Alabi señaló que esto es una muestra que con “directrices claras, formación y acompañamiento se puede ir tomando la nueva normalidad”.

Las autoridades destacaron que, detrás del reinicio de las clases hay un trabajo arduo y constante del Gobierno del Presidente Nayib Bukele, descrito como una logística inédita, no solo para llevar a buen puerto la reapertura semipresencial en las aulas; sino mantener la formación educativa de manera virtual.

La ministra de educación destacó que gracias a la Fuerza Armada fue posible entregar más de 1,000 toneladas de insumos de bioseguridad a los centros educativos; mientras, las cuadrillas del Ministerio de Obras Públicas y privados de libertad en fase de confianza realizaron trabajos de mantenimiento y restauración de la infraestructura y reparación de pupitres.

La Administración Nacional de Acueductos y Alcantarillados (ANDA) ha garantizado y sigue trabajando para brindar el suministro de agua constante en los centros escolares, mientras el Ministerio de Salud ha iniciado con la inmunización de los maestros y el personal administrativo.

A la fecha, la titular de Educación detalló que se han entregado 700,000 paquetes de datos gratis a estos grupos para que la educación virtual no se detenga y, se distribuirán 800,000 cuadernillos de guías escolares para que los alumnos trabajen desde casa.